Un hombre de 35 años, identificado por las autoridades como Ramón M., intentó robar a los pasajeros de un autobús en México.

Una vez dentro del vehículo, el individuo sacó una pistola, y comenzó a apuntar a las personas dentro del autocar para que le dieran su dinero.

Uno de esos pasajeros era su madre, que al ver lo que estaba haciendo su hijo, se levantó enfadada de su asiento, se quitó una zapatilla y comenzó a golpear a su hijo en la cabeza.

Según informaron algunos testigos que se encontraban en el autobús, fue ella misma quien se encargó de alertar a las autoridades, además de instar al resto de pasajeros para que denunciaran a su hijo para que, según ella misma aseguraba, le dieran el castigo que merecía, pues ella lo había criado “bajo un hogar cristiano que sigue el camino de Dios”, y no para que fuera un delincuente.

Más tarde, cuando la policía llegó, llevaron al detenido y a su madre al Ministerio Público (Fiscalía General). Las autoridades afirman que al haber sido atrapado cometiendo el delito, y tras las numerosas declaraciones de los testigos, se espera que sea trasladado a una prisión al norte de México.

¿QUÉ TE PARECIÓ PÚES?

Que nos queres comentar!
Por favor ingrese su nombre