Bajo el nombre de “exploración y producción de yacimientos no convencionales”, en el numeral 2, objetivo 1 del capítulo IX del Plan Nacional de Desarrollo, el fracking (técnica de estimulación o fracturación hidráulica) fue insertado en el documento final que el Gobierno Nacional le presentó al Congreso de la República.

Este apartado, aprobado por la Cámara de Representantes, dice que el Ministerio de Minas y Energía estudiaría la posibilidad de realizar este procedimiento en Colombia.

“El MinEnergía estudiará la viabilidad de la exploración y producción de yacimientos no convencionales. Para ello, conformará una comisión de expertos independiente y multidisciplinaria que evaluará y le dará recomendaciones. Adicionalmente, la ANH (Agencia Nacional de Hidrocarburos) adelantará estudios liderados por expertos independientes, para actualizar, profundizar y complementar el conocimiento técnico de la exploración y producción de estos recursos, así como los impactos ambientales y sociales asociados con el desarrollo de esta actividad”, dice en el plan.

La propuesta también contempla planes piloto y que la ANH establecerá las zonas para la exploración y producción de los yacimientos no convencionales y el MinEnergía y el MinAmbiente actualizarán, de ser necesario, la regulación técnica y ambiental específica para su exploración y producción.

Este “mico” causó revuelo en la Cámara de Representantes, especialmente por el congresista antioqueño del Partido Liberal, Julián Peinado, quien sustentó con investigaciones y estudios los perjuicios de este mecanismo para la salud y el medio ambiente.

El Colombiano

¿QUÉ TE PARECIÓ PÚES?

Que nos queres comentar!
Por favor ingrese su nombre