Según las estadísticas el número de quemados por pólvora bajo con respecto a otros años, sin embargo parceros, Medellín vivió el día de las velitas con pólvora, aglomeraciones y fiestas clandestinas.

La Policía Metropolitana del Valle de Aburrá, informo que recibieron 18.52o llamadas a la Línea de la policía 123, imaginence que El coronel Iván Darío Santamaría, comandante encargado, cuenta que hoy 8 de diciembre mas o menos a las 6 AM, ya van al rededor de 6350 llamadas denunciando denunciando problemas como violencia intrafamiliar, alto volumen, fiestas clandestinas, entre otros.

“Los casos más frecuentes fueron 360 llamadas por alto ruido y fiestas callejeras, 75 casos de violencia intrafamiliar, 190 casos de riñas, se realizaron incautaciones en 10 expendios de pólvora y se controló un incendio en Laureles”, manifestó el uniformado.

A pesar de los diferentes llamados de las autoridades, de los 2.500 uniformados (600 dedicados a temas pedagógicos y de prevención) y de las campañas de prevención para evitar aglomeraciones y quema de pólvora, en las calles predominó la quema de pirotecnia.

Prueba de esto, son los 159 comparendos por infringir alguna de las normas del Código de Policía y las 360 intervenciones de la Policía en fiestas caseras tras llamados de los vecinos inconformes.

Agregó el coronel, que en la noche del Día de las Velitas se incautaron más de 66 kilos de pólvora, que se suman a las 2,1 toneladas que han sido decomisadas por la Policía en lo que va del año.

“Barrio Antioquia, Belén, Laureles y el sur del Área Metropolitana son los lugares donde más se realizan incautaciones de pirotecnia”, puntualizó el coronel Santamaría.